Signos del zodiaco no compatibles

La importancia de no llevarse bien

Así como existe la compatibilidad, está también muy presente la anti-compatibilidad. Es decir, el no llevarse bien. Existen signos que no tienen esperanza posible para entablar un vínculo sano y positivo. Es muy importante saber con quienes no nos llevaremos bien, para así evitar ilusionarnos en vano al dejarnos llevar por el impulso inicial.

Signos sin esperanza de entablar un vínculo saludable

  • Aries-Piscis: el impulso de Aries se ve ahogado por el letargo de Piscis. El carnero querrá llevar todo a otro nivel, mientras que el pez estará muy cómodo en su zona de confort. Por lo tanto, Aries sentirá que una fuerza poderosa lo frena y lo entierra, mientras que Piscis se sentirá forzado a apurarse en aquello para lo que necesita más tiempo.

 

  • Tauro-Géminis: los cambios repentinos y la frescura chispeante de Géminis contrastan con la necesidad de estabilidad y quietud de Tauro, signo que necesita una pareja sobria, discreta y tranquila. Pertenecen a dos mundos tan diferentes, que pretender fusionarlos sería como hacerse trampas al solitario.

 

  • Cáncer-Sagitario: la necesidad del cangrejo de formar una familia y establecerse, está totalmente divorciada de la necesidad de aventura del arquero. Estos signos nunca podrían juntarse con éxito, en ningún ámbito de la vida. Si tuvieran que trabajar juntos, Cáncer sufrirá las irresponsabilidades de Sagitario hasta que se vea obligado a poner un límite, mientras que Sagitario se sentirá atrapado por reglas que no comprende el por qué de su existencia.

 

  • Leo-Capricornio: el derroche de Leo puede provocar una crisis de estrés en el ahorrativo Capricornio. Además, el liderazgo innato del león hará que atraiga demasiadas personas al hogar que constituye con la tranquila cabra, quien necesita de la paz de la montaña y del silencio de las praderas.

 

  • Libra-Escorpio: la naturaleza coqueta de Libra puede llegar a hacer morir de celos al Escorpión. El hijo de la balanza tiene la tendencia natural de atraer personas a su vida, algo que a Escorpio no le gustará nada, en especial cuando vea toda la competencia que tiene por captar la atención del indomable Libra. Por último, la imperiosa necesidad que el escorpión tiene de controlar y dominar, se verá frustrada ante la ingobernable naturaleza de Libra.

 

  • Virgo-Acuario: estos dos son realmente signos opuestos en todo sentido de la palabra. Muchas veces el entusiasmo que se produce por la adrenalina al conocer a alguien puede llegar a nublar la mente de Virgo, quien se deslumbrará con el particular Acuario. Sin embargo, a medida que el tiempo pase y el aguador haga alarde de toda su excentricidad y egocentrismo, Virgo sentirá que no tiene cabida en la vida de este signo tan autosuficiente. Por su parte, Acuario sentirá que es excesivamente criticado por su compañero en todo lo que emprende, y esto desatará un mal humor en él al que no está acostumbrado.

FacebookTwitterWhatsApp