Los diversos usos del tarot

El Tarot – una oráculo con varios usos

Actualmente hablamos de los usos del tarot porque la baraja de cartas con los arcanos tiene más de un solo propósito de uso. Es momento de aprender de qué te puede servir para así tener la posibilidad de sacar el máximo del mazo de cartas que tienes guardado en tu cajón.

El uso iniciático del Tarot

Este uso está enfocado únicamente a quien posea el mazo de Tarot y se trata de lograr beneficios que mejoren la calidad de vida y la esencia de la persona dueña del Tarot. A través de la meditación con los arcanos, los cuales portan mensajes de profunda sabiduría, se puede lograr lo siguiente:

  • Crecimiento como persona: si te adentras en los mensajes que los arcanos tienen para ti, lograrás pulverizar tus defectos y enaltecer tus virtudes. Una vez que realices esta práctica con ductilidad, no solo tú te beneficiarás, sino que todas las personas que te rodean verán en ti un cambio que les afecta a ellos de forma muy positiva.

 

  • Ayudar a los demás: cuando logras ayudarte a ti mismo, desarrollas la sensibilidad para poder ayudar a otras personas. De este modo, tendrás una herramienta muy poderosa en tus manos: la sabiduría y la sensibilidad para ayudar a otras personas a encontrar su camino en la vida.

 

  • Mejorar nuestra calidad de vida: mejorar desde el interior es un beneficio que te lleva a una mejora sustancial en tu vida cotidiana. Dormirás mejor, te alimentarás con consciencia y le darás a cada cosa la importancia que merece.

 

  • Ascenso espiritual: esta es la coronación que recibirás cuando el proceso anterior esté encaminado. El Tarot iniciático tiene el cometido de ayudarte a quemar tu karma y ser el peldaño que buscabas para lograr el ascenso espiritual que te permita tener una consciencia tranquila y un alma pura.

Uso adivinatorio del Tarot

Este es el más conocido y difundido uso del Tarot. Llegó a ser de esta manera gracias a los gitanos, quienes le impregnaron un carácter predictivo gracias al cual podemos lograr todo lo siguiente:

  • Ver lo que nuestros ojos no ven: muchas veces las predicciones son solo una fotografía de lo que está ocurriendo en el momento presente, pero que tú no logras ver porque estás cegado con lo que quieres ver. El Tarot te ayuda a quitarte el velo de los ojos. ¿Duele? Sí, claro, pero también te da acceso a transitar en la senda de la verdad y de la aceptación.

 

  • Prevenir acontecimientos negativos: las predicciones no son inamovibles, sino advertencias que te muestran lo que podría pasar si no tomas determinada acción. Al saberlo, podrás cambiar de rumbo y dejar el mal camino atrás.

 

  • Tener las herramientas para mejorar nuestra vida: el Tarot no arregla tu vida, pero sí te da el conocimiento y las herramientas para que tú lo hagas con tus propias manos. Solo tienes que seguir sus consejos y verás cómo todo mejora y tú comienzas a vivir de una forma más tranquila y estable.

FacebookTwitterWhatsApp