Cómo es la mujer de Virgo en el trabajo

Virgo es un signo que se caracteriza por su responsabilidad y seriedad. No hay nada más importante que cumplir con sus obligaciones, y se asegura de hacerlo antes de dedicarse a cualquier actividad de ocio. Hoy no centraremos en describir a la mujer de este signo en el ámbito de trabajo, algo que te ayudará a la hora de decidirte por una candidata eficiente y meticulosa para llevar adelante tu proyecto empresarial.

Características de la mujer de Virgo en su trabajo

  • Responsable: su deber es lo primero en su vida. Por lo tanto, esta nativa se asegura de que todo lo que le sea asignado quede perfectamente hecho y terminado. No se irá a casa hasta que su consigna del día esté finalizada.

 

  • Meticulosa: para ella lo importante no es cumplir, sino que es cumplir de la forma esperada. Por esta razón es que se fija en que cada procedimiento sea seguido de la forma estipulada. En otras palabras, una Virgo no se «saca las tareas de encima», en su lugar las cumple de forma eficiente para que todos se beneficien del trabajo que le ha sido asignado.

 

  • Detallista: cada detalle importa: los colores a usar en un documento; el tipo de letra; el tono de voz que se usa para negociar; los términos de usados en una comunicación interna; el mensaje que transmite el decorado de la oficina… absolutamente todo es tomado en cuenta por esta detallista dama de los negocios y de los oficios.

 

  • Perfeccionista: que algo esté bien no alcanza; debe estar perfecto. De este modo, la mujer nacida en setiembre revisa una y mil veces su trabajo antes de entregarlo. No esperemos de ella velocidad y presteza, pero sí estemos seguros de que nos entregará un trabajo de calidad, revisado y corregido hasta el punto de la perfección total. Cuando nos hace entrega de un trabajo, podemos estar seguros de que no será necesario hacerle ningún otro retoque.

 

  • Precavida: no hay ni un ápice de optimismo en estas nativas, menos aún en el campo del trabajo. Esto las lleva a tomar todos los recaudos posibles ante la latente posibilidad de que las cosas puedan llegar a salir mal. Ellas evalúan todas las amenazas que pueden acechar al proyecto al que se están dedicando. Una vez las han identificado a todas, solo resta prevenirlas una a una.

 

  • Seria: no hay bromas ni charlas en la cocina hasta que se haga la hora de irse con una virginiana. Ella es muy seria cuando se trata de trabajar.

 

  • Cumplidora: no solo entrega todos y cada uno de los trabajos que se le asignan, sino que perfectamente se gana el premio por presentismo todos los meses del año.

 

  • De palabra: cuando se compromete a hacer algo, nada la detendrá. Incluso es capaz de postergar a su familia y a sus asuntos personales para cumplir con la palabra que ha empeñado.

 

  • Ordenada: su escritorio es un ejemplo de orden y limpieza. Todos sus papeles son fáciles de encontrar, su agenda está perfectamente al día y su vestimenta es también parte del pacto de orden y pulcritud que se hace a sí misma cada día.

FacebookTwitterWhatsApp